lunes, 17 de agosto de 2009

KOBUDO: TONFA

La tonfa es un arma originaria de Okinawa, que en principio era una herramienta agrícola utilizada por los campesinos. Existe otra versión que indica que la tonfa era un asa para hacer girar una rueda de molino. Por ser una herramienta agrícola de uso diario, es rústica y de madera resistente. La longitud de la tonfa es ligeramente superior a la del antebrazo del practicante. 

Se utiliza tanto para defensa como para ataque y se emplean por lo general por parejas, lo que permite ataque y defensa simultánea. El estudio de su manejo se da en el Arte del Kobudo y se inician en el mismo practicantes avanzados de algunos Estilos de Karate como el Goju Ryu. Prácticamente, se utiliza todo el cuerpo del arma para atacar, el mango es perpendicular al resto de la misma, forma un ángulo recto y permite realizar movimientos circulares, que debido a un mayor recorrido por el giro dota a los movimientos de mayor fuerza. 


Al ser un arma tan resistente, la tonfa podía soportar los golpes de otras armas sin romperse, incluso los golpes de espada. El mango no está centrado, por lo que se cuenta con dos longitudes distintas en cada extremo, una corta y otra larga que se utilizan de acuerdo a la situación. Su posición en el antebrazo, lo protege y permite desviar distintos tipos de ataques, de armas, puños y pies. El mango también se utiliza para enganchar articulaciones como la muñeca, dedos, cuello, aplicar luxaciones, inmovilizar, punzar o simplemente anular la movilidad del oponente. 

Las aplicaciones de la tonfa son infinitas, dependen de la situación, la técnica y la creatividad del artista marcial. Se puede desarrollar gran velocidad en el empleo de la tonfa, con la práctica continua; además es un arma aplicable a la defensa personal, por ejemplo es utilizada por la policía en la actualidad. 

Fue adoptada por la policía, debido a su efectividad y contundencia frente ataques reales, en casos que no sea necesario utilizar un arma de fuego, sobretodo para intimidar a los atacantes. Por supuesto, al ser un arma blanca está prohibido su uso y porte por parte de civiles. Por lo que su entrenamiento hoy en día es exclusivamente para desarrollar habilidad en el Arte del Kobudo, complementar el entrenamiento del Karate, desarrollar coordinación, velocidad, reflejos, etc. 

Los bloqueos de Karate, por ejemplo; se ven potenciados empleando una tonfa, que en manos de un experto se convierte en una extensión del cuerpo. Todas las armas del Kobudo surgieron de la necesidad de los campesinos de defenderse de las armas japonesas como la Katana, al estar prohibida la tenencia de armas en la isla, la astucia y creatividad de los habitantes de Okinawa dio lugar a armas tan efectivas y letales como la tonfa.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Entrada destacada

LOS FALSOS MAESTROS.

Desde los orígenes de las Artes Marciales han existido personas que se han beneficiado económicamente enseñando algo que desconocen o que h...